Quebrantahuesos, grifo, buitre de los Alpes, águila barbuda, águila carnero; trencalòs

Gypaetus barbatus


Todas las especies - Totes les espècies


1851 - Museo de Historia Natural

Europa

<<Vamos a hablar de un ave que por sí sola constituye la segunda tribu de las rapaces diurnas, tal es el GRIFO  o GIPAETO (Vultur barbatus, LIN.). Es el ave rapaz de mayor tamaño de las del antiguo Continente; difiere muy poco de los buitres, pero tiene la cabeza y el cuello cubierto de plumas y el pico muy robusto, recto, y en la punta ganchoso y prominente; sus narices están cubiertas por unas cerdas recias que se dirigen hacia delante, iguales a las que forman un pincel que lleva debajo del pico. Así como en general tienen los buitres tarsos escamosos, el grifo los tiene cubiertos de plumas hasta los dedos. La longitud excesiva de las alas le obliga a replegarlas con lentitud; y de sus remeras, la tercera es la más larga de todas. El color del manto es negruzco, con una lista blanca en el medio de cada pluma; el cuello y demás partes inferiores del cuerpo son de un leonado claro y lustroso, con una faja negra que circuye la cabeza. Habita esta ave en las cumbres de todas las altas cordilleras de montañas, y aunque dista de tener las dimensiones del cóndor, no obstante es mucho más temible, pues ataca a los animales vivos, y es tan diestro que casi nunca yerra el golpe. Su táctica es como sigue: cuando los corderos, cabras, gamos o vacas se han adelantado paciendo la yerba hasta el borde de una peña escarpada, el grifo se arroja a ellos y les obliga a caer en el precipicio, y luego que se han desconyuntado o muerto en la caída, los devora en el mismo sitio. En Alemania llaman al grifo 'Lemmer geyer', es decir, comedor de corderos. También se ha supuesto que ataca a los hombres dormidos, que arrebata animales de gran corpulencia, y que hasta se ha llevado niños alguna vez, pero no hay más que mirarle las garras poco ganchosas y nada aptas para coger y se dará el valor que merecen a tales exageraciones. Por lo demás, si bien el grifo desdeña la carne muerta, no deja de comerla cuando nada mejor encuentra.>> (Pág.22)

[MUSEO DE HISTORIA NATURAL (1851): Descripción y Costumbres de los Mamíferos, Aves, Réptiles, Peces, Insectos, Etc., de la colección zoológica existente en Paris en el Jardín de las Plantas, y en que se describen mayor número de géneros que en las obras de Buffon y otros naturalistas posteriores. Por Boitard, Bernard, Couailahc y una Sociedad de Sabios pertenecientes al Museo. Establecimiento tipográfico de J. Oliveres, Impresor de S. M., calle de Escudellers, 57. Barcelona.] books.google.es


1851 - Antonio Machado

Andalucía

<<Gypaetus barbatus, Cuv. Castilla, Águila barbuda o águila carnero. Habita en las montañas de Sierra Morena; muy rara. He visto solamente dos ejemplares: uno en el Condado de Niebla, cogido en la sierra de Aroche, y otro en las inmediaciones de Córdoba, que posee el gabinete del Instituto provincial de aquella ciudad. Ignoro si es ave de paso o sedentaria.>>

[MACHADO NÚÑEZ, Antonio (1851): Catálogo de las Aves observadas en algunas provincias de Andalucía. Imprenta y taller de encuadernaciones de Juan Moyano. Calle de Francos, 45 y Pajaritos, 12. Sevilla. (Abuelo de los poetas Antonio y Manuel Machado)] books.google.es


1858 - Diario de Córdoba

Andalucía

TORRE-ÁRBOLES [El cerro Torre Árboles es el más alto del municipio de Córdoba, 692 m]: <<UN PASEO POR LA SIERRA DE CÓRDOBA. Fernando Amor. [...] Este cerro que tenéis a la vista se llama Torre-árboles; es el más alto de esta cordillera, sus escarpadas crestas se comprenden de pizarras micáceas, por entre las que asoma el granito rojo de que la arquitectura pudiera sacar un gran partido. En este sitio, un diestro cazador mató hace algunos años una rara presa: el 'grifo' o 'gran buitre de los Alpes'; es la mayor ave de rapiña del viejo mundo, sus alas tienen quince pies de embergadura, su pico es robusto y sus uñas, grandes y aceradas; arrebata los corderos y pequeños ciervos, o bien los obliga a despeñarse para después devorarlos; si tenéis curiosidad por conocerlo, visitad el Museo de historia natural del Instituto donde se conserva.>>

Leemos en un tratado de aves del Museo de Historia Natural (cervantesvirtual.com): <<TRIBU DE LOS GRIFOS. vamos a hablar de un ave que por sí sola constituye la segunda tribu de las rapaces diurnas: tal es el GRIFO  o GIPAETO (Vultur barbatus, LIN.) [...].>>

[Diario de Córdoba de comercio, industria, administración, noticias y avisos. Martes 24 de Agosto de 1858: link. Biblioteca Virtual de Prensa Histórica (BVPH): buscador]


1886 - Leopoldo Martínez

Andalucía

<<Gypaetus barbatus, LINNEO y CUVIER = Vultur barbatus, GMELIN = Falco barbatus, GMELIN.

Llamado vulgarmente en esta sierra, donde abunda, Quebrantahuesos, por su tendencia a despeñar los corderos y chivos, es equivalente al Laemmer Geyer de los alemanes, Ossifraga de los romanos, denominado también Águila de oro, por Bruce, Buitre de los corderos, etc. Como su nombre indica, es intermediaria esta ave entre el águila y el buitre. Tiene cabeza y cuello cubiertos de pluma; pico robusto, recto en la base, corvo y grueso en la punta; tarsos cortos cubiertos de pluma; uñas de color plomizo más fuertes y encorvadas que las de los buitres, pero menos robustas y vigorosas que la de las águilas; fosas nasales abiertas en la cera y ocultas, lo mismo que ésta, en unas cerdas suaves, de las cuales tiene en la mandíbula inferior dos mechoncitos, a manera de perilla, que motiva el adjetivo con que se le conoce; alas largas; cola angular; la tercera remera sobresaliente; plumaje rojizo pardo por arriba, blanquecino por debajo. Las plumas de las alas suelen tener una raya blanca longitudinal en el centro, que le matiza agradablemente. Su envergadura es de doce a trece pies. Habita las rocas más culminantes. [...] Prefiere la carne palpitante por su tendencia feroz falconídea, aunque también come sin repugnancia ni necesidad las carroñas. Utilidad del quebrantahuesos: Consume alguna cantidad de carne muerta. Perjuicios del quebrantahuesos: Persigue a los corderos y cabras, a los que precipita por los derrumbaderos haciéndoles fracturar los huesos y cogiéndolos así para devorarlos en el sitio, por no permitirle la debilidad de sus garras trasportarlos a su guarida, a no ser los pequeños mamíferos y aves.>>

[MARTÍNEZ REGUERA, Leopoldo (1886): Ornitología de Sierra Morena. Imprenta de Fortanet. Calle de la Libertad, 29. Madrid.] bibliotecavirtualdeandalucia.es


Nota: No extraemos toda la informació de los diccionarios sobre plantas ni animales domésticos, a no ser que tengan alguna particularidad especial, bien sea la variedad, utilidad, etc. En todo caso, en el pdf se pueden buscar palabras concretas.


www.jacint.es  -  portellweb@yahoo.es

Recopilación bibliográfica y transcripciones de Jacint Cerdà

En continua actualización.